Tipos de pendientes de hombre

Aunque antiguamente existía la creencia popular de que llevar pendientes era sólo cosa de mujeres, lo cierto es que, en la actualidad, cada vez son más los hombres que se dejan llevar por esta tendencia de moda. Y es que, lo cierto es que los pendientes son un complemento que aporta un toque de personalidad y distinción.

Por este motivo, figuras importantes del mundo del deporte, de la música y del cine, tanto de la cultura mainstream como por parte de los medios independientes, sorprenden con su imagen sofisticada gracias al uso de este complemento. 

Si te estás preguntando qué es un pendiente, te diremos que es un objeto o complemento que se suele utilizar para adornar ciertas partes del cuerpo. Los pendientes se suelen situar, en la mayoría de los casos, en las orejas y existen varias tipologías de distintos materiales y formas.

Además, es un tipo de ornamento o complemento que lleva acompañando a la humanidad a lo largo de su historia. De hecho, se han encontrado pendientes en yacimientos arqueológicos datados tanto en época prehistórica como en las de los de las primeras civilizaciones, como la mesopotámica, en la egipcia, la fenicia, la hebrea, etc.

Muchos de ellos estaban elaborados con materiales de joyería, como perlas, oro, piedras preciosas y semipreciosas, etc. Por este motivo, se considera que este complemento, a lo largo de la historia se ha considerado como símbolo de poder. Es decir, para que las clases sociales más elevadas pudieran diferenciarse de las más bajas. Sin embargo, en los últimos tiempos, su significado ha cambiado y se ha acercado más a la moda y al estilo. De esta manera, en la actualidad, llevar un pendiente es sinónimo de tener una personalidad más marcada.

¿Qué tipos de pendientes de hombre existen?

Si eres un hombre que quiere darle a su estilo personal un toque de distinción y de diferenciación respecto a los demás, puedes optar por llevar distintos tipos de pendientes. Encontrar el complemento perfecto que combine al cien por ciento con tu personalidad es algo que debes tener para poder expresar tu imagen a tu gusto. Por ello, en la actualidad, puedes encontrar en el mercado una gran variedad de pendientes distintos. Entre ellos, podemos destacar las siguientes tipologías:

Pendientes magnéticos

Son ideales para aquellos hombres que quieren experimentar para ver cómo se verían con este fantástico complemento. También son perfectos para aquellos que no han dado el paso para perforar los lóbulos de sus orejas. Cuentan con imanes que hacen que permanezcan en su sitio, pero no suelen hacer daño. Se pueden poner y quitar de una manera muy sencilla y no dejan ninguna marca visible.

Los hay en multitud de materiales, colores y formas distintas para que puedas encontrar el ornamento perfecto para tus orejas. Este tipo de pendientes son perfectos para aquellos hombres que, por motivos de trabajo no se les permite hacerse perforaciones en las orejas ni llevar ningún tipo de pendiente en las orejas.

Pendientes de clip

Junto con los pendientes magnéticos son otra de las opciones de complementos para hombres que se pueden usar sin perforar el lóbulo de la oreja. Te asemejan mucho a los pendientes de aro, pero se pueden quitar o poner de manera indolora y sin dejar ninguna marca tras su uso. Por este motivo, lo pueden utilizar en su tiempo libre aquellas personas que, por motivos de trabajo y de imagen personal, no pueden perforarse las orejas ni llevar pendientes.

Aros

Son de los tipos de pendientes más sutiles y discretos que podrás encontrar en el mercado. Suelen ser pequeños y delgados y puedes encontrarlos con distintos materiales. Es decir, los hay de acero, de titanio, de oro, plata, etc. Aunque la mayoría suelen ser discretos, también existen modelos más grandes y aparatosos que llaman mucho más la atención. No te vamos a decir cuáles debes elegir, ya que eso depende de tu personalidad. En este caso es necesario perforar los lóbulos de las orejas para poder llevarlos puestos.

Pendientes con cierre a presión

Se conocen también con el nombre de “pendientes con cierre de rosca”. Son de las opciones más seguras para aquellos hombres que se están iniciando en el mundo de los pendientes. Son fáciles de llevar y le pueden dar un toque más interesante a tu look debido a su versatilidad. Esto se debe a que suelen ser más bien pequeños y discretos.

Pendientes con colgantes para hombre

Este tipo de pendientes son perfectos para aquellos hombres que quieren dar un paso más allá en su estilo personal. Es una manera de conseguir un look con mucha más personalidad que la que aportan los simples pendientes de aro. En cuanto a la base, se asemeja mucho a estos, pero contienen otros elementos o piezas colgantes que se pueden poner, quitar o combinar con otros elementos para conseguir distintos looks.

Pendientes dilatadores para hombre

Estos pendientes tienen la peculiaridad de ser cilíndricos. Se insertan en una perforación en el lóbulo de la oreja con la finalidad de hacer que este agujero se expanda. Algunas personas los aman y otras los odian, pero una cosa es cierta: no dejan indiferente a nadie. Los puedes encontrar en distintos estilos: madera, acero, plata y de diferentes colores. Tú decides tu estilo con estos pendientes para hombre.

Pendientes dilatadores falsos para hombre

Aquellos hombres que quieren llevar un look a la moda, pero no quieren tener que dilatarse los lóbulos de sus orejas, pueden utilizar este tipo de pendientes. Tienen un aspecto muy similar al de los dilatadores reales, pero se pueden poner perfectamente en un agujero de oreja de tamaño estándar. Puedes encontrar una gran variedad de estilos y materiales diferentes que pueden ayudarte a conseguir un look increíble y atractivo.

Pendientes simuladores de extensores

Este tipo de pendientes para hombre son algunos de los más atrevidos que puedes encontrar en el mercado. De hecho, son aquellos que simulan ser expansores para aquellos hombres que quieren utilizar pendientes dilatadores cada vez más grandes. En una parte de los mismos, se encuentra el cierre y la otra termina en punta. Suelen ser bastante grandes y estar decorados con formas variadas, así como con colores bastante llamativos.

¿Cómo combinar los pendientes de hombre según la fisonomía y el tono de piel?

Elegir unos pendientes de hombre simplemente por el gusto es un error bastante común, ya que no todos los colores quedan bien para los mismos tonos de piel. En el mismo sentido, no todos los tipos de pendientes quedan bien dependiendo de la fisonomía del hombre en cuestión. Es decir, estamos hablando de que no todos los pendientes lucen igual dependiendo del tipo de la forma de la cara.

En este sentido, los hombres que tienen la piel muy clara o pálida deben descartar el uso de pendientes de color oro o amarillos y optar por el uso de accesorios de color blanco o plateado. Esto se debe a que estos colores no acentúan la palidez de la piel.

Aquellos hombres que tienen la piel clara, pero un poco más oscura que en el caso anterior, es mejor que utilicen pendientes de color dorado o plateado. Sin embargo, es poco recomendable apostar por el dorado rosa, ya que puede acentuar los subtonos rosados de la piel.

En cuanto aquellos hombres que tienen la piel cetrina, en este sentido son privilegiados. Pueden utilizar pendientes de todo tipo de colores, ya que todos los colores se combinan bien con el color de su piel. Sin embargo, los hombres de piel oscura, deben utilizar colores dorados amarillentos y brillantes para aportar un mayor contraste.

De la misma manera, la forma de la cara también influye en el hecho de que queden bien o mal unos pendientes para hombre. Así pues, aquellos hombres que tienen la cara más bien alargada, deberían utilizar pendientes redondos para crear contraste. En cambio, para aquellos que tengan la cara con forma de corazón, pueden utilizar pendientes rectos y sin curvas. Así, se rompe con el esquema de la cara y se crea un look contrastado.

En cuanto a aquellos hombres que tienen la cara cuadrada, lo ideal es que los combinen con pendientes redondos o con curvas para darle dinamismo y variedad a su look. Por último, para los hombres con la cara redonda u ovalada, es mejor que usen pendientes más bien cuadrados para crear un contraste atractivo de formas.

¿En qué contextos se puede usar pendientes?

Cuando utilizas pendientes para hombre, debes tener claras algunas cosas. Entre ellas, es indudable que estos accesorios te aportan un extra de personalidad y estilo que te diferenciarán del resto. Sin embargo, también es cierto que, para muchas personas ancladas en el pasado este tipo de complementos resta formalidad. Por este motivo, en algunos casos, en determinados tipos de trabajo de cara al público, se prohíbe llevar estos ornamentos “por dar mala imagen”.

Así, antes de dar el paso, debes pensar en qué sector trabajas y tener claro que el uso de este complemento no te puede perjudicar de ninguna manera. Por ello, si sueles tratar con todo tipo de clientes en tu entorno laboral o si vas a hacer una entrevista de trabajo, puede que no sea buena idea. Sin embargo, tampoco queremos decir que debas sacrificar tu personalidad, por lo que puedes optar por aquellos modelos de quita y pon que no necesitan de perforaciones, como los magnéticos o los pendientes clip para hombre.